Y tú, ¿para qué usas la tecnología?

Internet y redes sociales ya son parte de nuestra vida diaria. Nuestros hijos la utilizan sin problema para adaptarse y aprender nuevas tecnologías. Como padres de familia y educadores, nos corresponde hacerles ver y enseñarles el gran potencial que tienen a su alcance.

Todo este poder, tiene dos vertientes opuestas, una para hacer el bien, contribuir e inspirar y otra…  ser tan negativa que puede traer consecuencias que trascienden nuestra imaginación.

Es verdad que como nunca antes tenemos la facilidad de compartir información, de estar enterados de lo que sucede alrededor del mundo en cuestión de segundos. Nuestro papel como educadores es participar, informarnos y todos los días hacer algo para crear conciencia y transmitir la necesidad de utilizar la tecnología para bien.

¿Qué podemos hacer para que nuestros hijos y las futuras generaciones utilicen todo esto para bien de la humanidad?

  • Busquemos maneras en que utilicen estas herramientas para hacer algo positivo en beneficio de la sociedad y del mundo. Por ejemplo, buscar iniciativas o campañas que dependiendo de su edad, puedan apoyar y contribuir.
  • Si van a empezar a usar dispositivos, les hemos regalado un smartphone o comienzan a tener su cuenta de redes sociales, hacer con ellos un acuerdo de uso. Hacer las reglas juntos. Darnos el tiempo de platicar con ellos, hacerles ver las ventajas y desventajas de estar “conectados”, cómo hay que cuidarse, proteger su información, y sobretodo que tengan siempre en mente “pensar antes de publicar”.
  • Dedicar tiempo en familia, sobretodo en los momentos de comida y convivencia.
  • Busquen programas o series que puedan ver juntos y después entablar conversaciones sobre ello.
  • Hay muchas cuentas en redes sociales de Facebook e Instagram que promueven campañas positivas, como proteger el medio ambiente, ayudar en comunidades necesitadas o bien incluso, por qué no, crear una campaña propia para generar algún cambio en su comunidad.
  • Crear conciencia de que todo lo que publican y comparten en internet, permanece y genera su huella digital.
  • Cuidar los aspectos de tiempo de conexión, generar las oportunidades para que haya un balance entre la vida digital y real.

Las tablets, celulares y computadoras pueden ser más allá que meros instrumentos de entretenimiento. Además de las ideas que hemos expuesto, ¿qué pueden hacer tus hijos y tu familia para utilizar la tecnología en beneficio de la humanidad?